• San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz

San Esteban de Gormaz, municipio perteneciente a:

null

 

Mayo 2017 Junio 2017 Julio 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30

r-noticias


mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
Castillo Imprimir Correo

Elevado y vigilando la localidad se encuentra el castillo de San Esteban de Gormaz, uno de los castillos que en la Edad Medía controlaban la línea del Duero y las fronteras entre musulmanes y cristianos y que marcó el punto de referencia para las gentes de estas tierras que vigilaban esta frontera natural de la Puerta de Castilla.

Situado en un altozano a 920 metros de altura domina la localidad y desde él se contempla el castillo de Gormaz, la fortaleza con la que comunicaban en caso de asedio y que servía de marca en estas tierras.

Aunque fue construido en época musulmana, esta fortaleza de estilo califal se levantó en el siglo X como defensa de las tierras del Duero frente a los ataques cristianos, y estaba construido al estilo islámico, de forma alargada y estrecha, aunque fue reformado tras su conquista por manos cristianas. Como en la actualidad sólo queda un lienzo de la muralla nos cuesta imaginar que en su día el otro muro se elevaba en vertical sobre la roca impidiendo que se pudiera trepar.

En la parte más oriental del castillo encontramos el llamado pozo Lairón, excavado en la roca y del que cuenta la leyenda que fue utilizado para acceder al río en casos de asedio a la fortaleza. Aunque también contemplamos los aljibes y la existencia de algunas estancias. Desde sus muros arrancaba una muralla en tapial de origen musulmán que cruza la zona de Valdizán que comunicaba con al castillo viejo (Castro Moro).

Porque éste fue sólo uno de los castillos que controlaban la localidad en el pasado, porque según explica Félix García Palomar, hubo dos fortalezas, la actual y el conocido como Castro Moro, que protegía a los habitantes de San Esteban en la Edad Media.

Ilustres personajes inundan la historia y la leyenda del castillo de San Esteban. En el Cantar del Mio Cid, podemos leer que las propias hijas del Caballero de Vivar, después de ser ultrajadas y abandonadas en los espesos robledales de Corpes, fueron acogidas tras estos nobles muros.

Desde la invasión francesa de 1808 en que el castillo sufrió grandes desperfectos no se ha recuperado.

English version  here

Version française  ici